jueves, 21 de marzo de 2013

VUELOS DIFERENTES



Tu vuelo y el mío... dos vuelos ya diferentes.

Una mañana de verano, tus alas y las mías - sin saberlo - un nuevo vuelo iniciaron y en un punto se encontraron.

Aleteamos juntos y felices, compartiendo risas y lágrimas, sueños e ilusiones y aportamos a nuestras vidas sensaciones - para ti ya conocidas - para mí desconocidas, pues como dice la canción, fuiste mi Primera Comunión en el amor.

No fue muy largo el tiempo que unidos volamos - no, no fue muy largo - pero fue intenso.

Pero una mañana de invierno, tu vuelo del mío se desvió y el viento del Sur, como te trajo así te llevó.  
En tu ligero aleteo, te llevaste mi más cara ilusión y entre mis alas un bello sueño agonizante se quedó y poco después en pleno vuelo, ese sueño se murió.


Por: María Celeste Orjales Prado.